Nuestro Blog

Íntimo! - Único! - Sentido! - Ecológico!
Esparcir las cenizas en el mar una tradicion vikinga

El funeral Vikingo

Todos tenemos muy presente, en parte gracias al cine y la televisión, los rituales funerarios que practicaban los antiguos guerreros vikingos y los asociamos a las primeras ceremonias que relacionaban directamente el ritual funerario, la cremación y el mar.

Antes de la llegada del cristianismo, en los países escandinavos veneraban sus propios dioses y tenían una mitología muy distinta, con una idea propia de la muerte y unos rituales funerarios muy alejados del entierro en campo santo de los cristianos.

Mitología Vikinga

La mitología nórdica, también llamada escandinava o vikinga consiste en un conjunto de leyendas y cuentos que se transmitían de padres a hijos, ya que prácticamente no existían escritos propios de la época, únicamente algunas poesías, que pasan a la historia gracias a los escritos medievales que se redactan durante la cristianización de Escandinavia.

Representación del Valhalla

Los vikingos creían que la tierra era plana y que existía una ciudad sagrada, el Asgard, donde solo habitaban los dioses. A Asgard solo se podía acceder a través del puente Brifost (arco iris) y el lugar más especial de Asgard era el Valhalla, un salón de banquetes donde solamente tenían un lugar reservado aquellos guerreros que morían con honor durante el combate.

Los vikingos no eran monoteístas y por tanto su mitología estaba repleta de dioses y diosas con distintos poderes y funciones. Entre los más conocidos estaba Odín, padre de todos los dioses, Thor el dios del trueno y Freya, diosa del amor y la belleza.

La muerte como viaje

Los vikingos entendían la muerte como un viaje y por tanto el ritual funerario consistía en preparar al difunto para tal destino y asegurarse de que en otra vida no le faltaría de nada, ni perdería su estatus social.

Los vikingos entendían la muerte como un viaje

Por eso se depositaba a los difuntos en pequeños barcos o barcos de piedra, donde les acompañaban de todo tipo de objetos cotidianos, armas de guerra, alimentos e incluso de esclavos que eran sacrificados, para asegurarse de que tendrían quien les sirviera, una vez llegados al más allá.

Esparcir las cenizas en el mar: Una tradición vikinga

Dependiendo de la zona o incluso de su estatus social, independientemente de si eran hombres o mujeres, los barcos eran sepultados en tierra y piedras o eran incinerados en una pira, o incluso eran introducidos mar a dentro para acabar incendiados con flechas en llamas. De esta forma las cenizas eran esparcidas por el fondo marino donde reposaban junto con los restos de los barcos incendiados. Estos últimos rituales son quizás los más conocidos por haber protagonizado grandes momentos literarios y cinematográficos

La forma de morir, preferiblemente en combate y el posterior funeral de despedida, eran imprescindibles para evitar convertirse en almas errantes condenadas a vagar eternamente.

Los funerales vikingos son la referencia funeraria más importante a la hora de relacionar el mar con una despedida ceremoniosa y nos otorgan una visión poética y romántica del último adiós, que ha transcendido a través de los siglos, convirtiéndose en un referente histórico de la cultura funeraria de todos los tiempos.

Organizamos el acto de depositar las cenizas de tu ser querido bajo las olas del Mediterráneo

 
Íntimo! - Único! - Sentido! - Ecológico!